viernes, 30 de octubre de 2015

La otra cara de la Luna

Cuando hablamos de tarot, es muy lógico pensar en significados clásicos a los que estamos mas que acostumbrados. Los leemos en los libros, nos lo enseñan nuestros maestros y por defecto los incorporamos a nuestro lenguaje visual y arquetípico.

Ahora bien, me cuesta mucho amoldarme a esos significados clásicos, que aunque no están ni nunca estarán obsoletos, si es cierto que han de necesitar una actualización y adaptación a nuestros tiempos. Como toda inadaptada y poco ortodoxa, eterna estudiante que soy, me encontré con grupos y personas donde mis visiones de las cartas no son miradas con asombro y hasta con miedo. Porque es muy común que, cuando alguien sale de la estructura del arquetipo, muchas personas se horroricen y se rasguen las vestiduras al grito de 'respeta los arcanos!'. Los arcanos son cartas, láminas de cartón con imágenes impresas, una herramienta de adivinación que usamos en nuestra lectura, dudo que se ofendan si intentamos verlos desde otra perspectiva...